La reforma de pensiones en términos prácticos

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

La reforma de pensiones en términos prácticos

La Asamblea Legislativa aprobó una reforma al sistema de pensiones. ¿Qué cambió? ¿En qué nos afecta o nos beneficia?


1. Cotizaciones. Sube lo que vamos a ahorrar para pensión. Antes era el 6.25 % de nuestro salario, que con el 6.75 % que ponía nuestro empleador, sumaba un 13 %. Ahora ahorraremos el 7.25 % de nuestro ingreso, y el patrono deberá poner 7.75 %, para hacer un 15 %.

2. Pensión. La pensión se sacará de dividir lo que tenemos ahorrado entre 20 años de expectativa de vida. Esto beneficia principalmente a las mujeres, que ahora se jubilan a los 55 años y se les calcula una pensión para una expectativa de vida de más de 30 años, por eso recibían menos dinero que los hombres, además de que las mujeres tienen salarios inferiores y dejan de trabajar por la maternidad. Cuando se acabe nuestro ahorro no recibiremos pensión mínima, mantendremos la pensión y el dinero para ello saldrá de la Cuenta de Garantía Solidaria.

3. La Cuenta de Garantía Solidaria. Se crea una Cuenta de Garantía Solidaria, allí irá el equivalente al 5 % de tu salario. Esta servirá para mantener tu pensión aún cuando se haya terminado tu ahorro, y para pagar las pensiones mínimas y las pensiones del ISSS y del INPEP, lo que le va a quitar una carga al Estado.

4. Inversiones. Nuestro dinero se invertirá en diferentes fondos, según la edad de los afiliados, con diferentes riesgos y diferentes rendimientos. Además ahora se permite que este dinero se invierta en una mayor cantidad de títulos valores, para que crezcan más.

5. Edad de jubilación. Se mantiene en 55 años para las mujeres y 60 para las hombres, pero se revisará cada cinco años. La revisión se haría en 2021.

6. Acceso al ahorro para pensión. Se podrá usar hasta un 25 % de nuestro ahorro para pensión, antes de jubilarnos, en una especie de autopréstamo. Lo podrán hacer quienes tengan al menos 10 años de cotizaciones, continuos o no. Si usas este dinero debes autopagártelo, además de la rentabilidad que tu dinero hubiera generado si no lo hubieras sacado. Si no lo reintegras, deberás trabajar más años antes de poder jubilarte. Por ejemplo, si no has devuelto nada del dinero, o menos de una quinta parte, deberás trabajar cinco años más. Además, este año solo podrán tener este beneficio los hombres de 58 años de edad en adelante, y las mujeres de 53. Hay una tabla de edades, de modo que para 2023, el beneficio estará disponible para los hombres mayores de 42 años y las mujeres de cualquier edad. Será hasta 2024 que no habrá restricción de edades ni para hombres ni para mujeres.

7. Tiempo cotizado. Un gran problema era que poca gente cumplía el requisito de haber cotizado 25 años para recibir pensión. Quienes no lo consiguen solo tienen derecho a devolución de su dinero ahorrado. Ahora este requisito se bajó a 20 años, con lo que se espera que más gente pueda pensionarse. Además, quienes tengan entre 10 y 20 años cotizados podrán tener derecho a una mensualidad, con el denominado Beneficio Económico Temporal.

8. Devolución por enfermedad. La reforma también permitirá que la gente que sufre enfermedades graves pueda pedir que le devuelvan su ahorro para pensión.

9. Atención del ISSS. La gente que no logra pensionarse y a quien solo le devuelven su dinero perdía el derecho a recibir atención en el ISSS, aún cuando la tercera edad es cuando más hace falta la cobertura en salud. Ahora lo podrán mantener, si así lo quieren, a cambio de un aporte, del 7.8 % de su pensión.

10. Pensión mínima. La pensión mínima se revisará y ajustará cada tres años.

11. Devolución del dinero. La devolución del dinero ahorrado para pensión sigue aplicando únicamente para extranjeros, o para salvadoreños que renuncian a la nacionalidad. Pero ahora hay un requisito más, que se encuentren en países que también devuelvan los saldos de ahorro de pensión a los salvadoreños que hayan trabajado en ellos y decidan retirarse.

12. Optados. Los optados son personas que estaban en el ISSS y el INPEP y optaron por pasarse, de forma voluntaria, a una AFP después de la reforma de 1998. A ellos les beneficiaba un decreto especial y recibían pensiones más altas que el resto. Ahora su pensión máxima será del 55 % de su salario de referencia, y de hasta un máximo de $2,000.

13. Comisiones de las AFP. Las comisiones de las AFP, que eran del 2.2 % del salario de cada afiliado, ahora serán del 1.9 %.

14. Más reformas. Se crea un comité actuarial que deberá estar revisando qué tan sostenible es el sistema de pensiones, y proponer lo que haga falta para que este no caiga en insolvencia.

Vía LPG

twitter
TWITTER FEED

suscribete a nuestro boletín nacionalista

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.