Empresa que financió campaña de Funes se declara culpable de pagar sobornos

Empresa que financió campaña de Funes se declara culpable de pagar sobornos

Pagará $3,500 millones a autoridades de Estados Unidos, Suiza y Brasil para conciliar en caso Petrobras

El gigante de la construcción Odebrecht, que financió una parte de la campaña del ex presidente Mauricio Funes, pagará $3,500 millones a las autoridades estadounidenses, suizas y brasileñas para conciliar una investigación sobre sobornos que habría pagado en todo el mundo para asegurarse contratos con diferentes gobiernos.

El acuerdo, entre los más grandes por acusaciones de soborno en el extranjero, incluye términos bajo los cuales la compañía admitió “actos ilícitos”, dijeron fiscales brasileños.

Según la acusación del Departamento de Justicia de Estados Unidos, Odebrecht habría pagado sobornos para ganar más de 100 contratos en países como Colombia, Argentina, Ecuador, México, República Dominicana, Perú, Venezuela, Panamá, El Salvador, Guatemala y Brasil, entre otros.

La conciliación surge luego de las apelaciones que hizo la constructora ante el tribunal federal de Brooklyn, Nueva York y se enmarca en el enorme caso de corrupción de la estatal Petrobras, en el que directivos de ésta actuaron en coordinación con políticos y ejecutivos empresariales para obtener contratos a cambio de sobornos.

Del monto acordado Estados Unidos obtiene el 15 por ciento, Suiza otro 15 por ciento y Brasil el 70 por ciento, dijeron los fiscales.

También Braskem S.A., una empresa química brasileña controlada por Petrobras y Odebrecht, pagará aproximadamente $957 millones.

Hay que recordar que un documento de la Fiscalía brasileña asegura que la constructora Odebrecht entregó $1.5 millones a la campaña del ex presidente Funes en 2008 por medio de su asesor político Joao Santana, también investigado en el caso.

El archivo, al que tuvo acceso El Diario de Hoy a inicios de diciembre, resume la investigación hecha a los archivos del ex funcionario de Odebrecht, Fernando Migliaccio.

En éstos a Santana, a quien Funes llamaba su “amigo” en público, se le identifica como “Feira” en una transacción detallada como “Evento El Salvador” con un monto de 5.3 millones de reales, la moneda local de Brasil.

En el informe del Servicio Público Federal (la Fiscalía Brasileña) se explica que en 2008 hay dos menciones de envío de valores “vía Feira”. El primero por un monto de 18 millones de reales ($5.2 millones) para las elecciones municipales y, el segundo, por 5.3 millones de reales para un evento en El Salvador, que se presume que es la campaña política del FMLN con la que llegó Funes al gobierno.

A principios de este mes, el conglomerado de la construcción brasileño se disculpó por sus errores en un comunicado, y reconoció “su participación en acciones ilícitas” como parte de su conciliación.

“Odebrecht ha aprendido de estos errores y está evolucionando. Reconocemos que participamos en prácticas impropias de nuestra actividad empresarial”, dijo el comunicado de la compañía.

Ninguna individuo forma parte del acuerdo de conciliación, dijo la fuente del periódico Wall Street Journal.

Sin embargo, 77 ejecutivos de Odebrecht comenzaron a firmar acuerdos de cooperación este mes con lo cual esperan reducir sus condenas y acelerar las investigaciones.

Uno de ellos fue el encarcelado Marcelo Odebrecht, ex presidente ejecutivo de la empresa, quien fue sentenciado este año a 19 años de prisión por corrupción, lavado de dinero y conspiración

Según los términos del actual acuerdo, Odebrecht se declarará culpable ante un tribunal federal de Estados Unidos y firmará acuerdos con las autoridades brasileñas y suizas.

El Diario Folha de Sao Paulo también reveló a principíos de mes que la ex primera dama de El Salvador y militante del Partido de los Trabajadores (PT) de Brasil desde los años 80, Vanda Pignato habría mediado para conseguir los fondos que la contratista Odebrecht hizo a la campaña de Funes.

Por otra parte ayer se conoció que el juez que lleva el caso, Sergio Moro, ordenó la liberación de dos ejecutivos de Odebrecht que estaban detenidos desde marzo.

Se trata de Olivio Rodríguez Júnior y Luis Eduardo Soares da Rocha.

Marcelo Odebrecht además confirmó la denuncia del ex ejecutivo de su compañía Claudio Melo Filho, quien dijo hace unos días que el actual presidente de Brasil, Michel Temer, recibió el cobro ilegal de $3 millones, dinero que salió de una cuenta de la constructora en Curitiba.

Odebrecht y El Chaparral

A finales de 2013 Obebrecht precalificó para continuar con la construcción de la presa El Chaparral, por la cual el gobierno de Funes pagó en 2012 un sobreprecio de $28.7 millones a la constructora italiana Astaldi.

Esta etapa del proceso licitatorio inició en diciembre de 2013 cuando la Comisión Ejecutiva Hidroeléctrica del Río Lempa (CEL), dueña del proyecto, hizo el llamado a las empresas que quisieran retomar la construcción.

No obstante, las actuales autoridades de la autónoma descartaron la precalifación y optaron por continuar la obra contratando empresas salvadoreñas y haciendo un rediseño con técnicos de CEL.

Vía EDH

twitter
TWITTER FEED

suscribete a nuestro boletín nacionalista